Señales de atracción entre amigos

Los sentimientos entre las personas pueden volverse confusos en algunas ocasiones, particularmente entre amigos. Hay quienes consideran que la línea entre la amistad y el amor romántico es muy fina, por lo que es muy frecuente que se cruce.

Puede que tengas un amigo muy especial, con el que puedes compartir todo lo que te sucede y con el cual disfrutas al máximo el tiempo que pasan juntos. Esto, en muchas ocasiones, lleva a que no tengas seguridad de lo que sientes y tienes dudas de si está surgiendo una atracción.

Sin embargo, no quieres hablarlo directamente con tu amigo, ya que si el sentimiento no es mutuo, la relación entre ustedes puede verse afectada. Para ayudarte, te traigo algunas señales indicativas de que sienten una conexión que va más allá de la amistad.

¿Cuáles son las señales de atracción entre amigos?

Las relaciones que establecemos con los amigos, nos ayudan a tener una vida más plena y a construir la red de apoyo que nos rodean. Con estos, compartimos penas y alegrías y hacen que disfrutemos más intensamente todo lo que hacemos.

Sin embargo, a veces puede que comiences a desarrollar una conexión especial con uno de tus amigos. Toma en cuenta, que más del 60% de las parejas surgen a partir de relaciones de amistad, que van cambiando con el tiempo.

Si empiezas a percibir que la relación con tu amigo se está volviendo otra cosa, pero no tienes seguridad si es mutuo, es bueno que analices algunos aspectos. Hay señales claras que te ayudarán a definir si está surgiendo una atracción entre amigos:

No suelen hablar de las relaciones de pareja

Cuando los amigos sienten únicamente amor fraternal, suelen contarse todo lo referente a su pareja, si le gusta una persona o están enamorados de alguien. No obstante, cuando comienzan a sentir atracción, no suelen hablar de este tipo de sentimientos.

Al surgir la atracción, los amigos quieren ser más exclusivos y no están buscando que el otro sienta algo especial por otra persona.

Si entre tu amigo y tú empieza a establecer una conexión que pasa los límites de la amistad, ya no querrán hablar de otras personas en su vida. Por ejemplo, no estará buscando conseguirte una cita con otro de sus amigos o te estará preguntando si ya conseguiste a alguien.

Siempre está disponible cuando lo necesitas

Uno de los principales indicativos de que la relación entre ustedes está cambiando, es que el otro pasa a estar en los primeros lugares de tus prioridades. Cuando dejas de hacer otras cosas que te importan cuando esa persona te necesita, indudablemente algo nuevo comienza a surgir.

Cuando tu amigo deja todo inmediatamente por atenderte y apoyarte, es una buena señal de que hay atracción.

Los amigos que sienten atracción, siempre buscarán la manera de estar juntos y apoyar al otro cuando así lo requiera. Dejarán de hacer cosas que los alejan o le darán prioridad a aquellas actividades que pueden hacer entre ambos.

Tienden a mirarse con complicidad

El lenguaje corporal dice mucho de los sentimientos de las personas, ya que suele manifestarse de manera inconsciente. Si comienzas a percibir que cuando están en una reunión, buscan sus miradas entre la multitud y sonríen al encontrarse, te está indicando la atracción que hay.

Una mirada habla más que mil palabras y si cuando se encuentran, salen chispas y sientes que te sonrojas, estás viendo a tu amigo de una manera diferente.

Si al estar entre un grupo de amigos, siempre terminan sentados juntos, se consultan con las miradas o gestos sobre las decisiones a tomar, la relación se está volviendo más especial. Y lo más importante, si te sientes nervioso o con “mariposas en el estómago” cuando te ve, no hay duda de que esa persona se está volviendo más que tu amigo.

Es frecuente que queden para verse a solas

Los grupos de amigo suelen quedar para reunirse todos juntos, ya sea para ir de fiesta o alguna otra actividad de la que disfruten. Cuando solamente hay una relación de amistad, no es común que se ven dos del grupo a solas, a menos que deban hacer algo puntual.

Al sentir atracción, los amigos comienzan a disfrutar de tiempo a solas, para cenar, ir al cine o hacer un viaje únicamente los dos.

Si tu amigo y tú comienzan a quedar solos y hacen cosas diferentes a las que suelen compartir con los otros miembros del grupo, muy posiblemente estén apareciendo otros sentimientos. Analiza si lo que hacen es lo normalmente ocurre cuando sales en una cita con alguien que te gusta.

LEER  Cómo saber si una persona es falsa contigo

Perciben los cambios de humor del otro

Es normal que al nacer algo especial entre dos personas, comiencen a estar más sensibles sobre los sentimientos del otro. Si empiezas a notar que todo el tiempo estás pendiente de cómo se siente tu amigo, si notas cuando sus gestos cambian y te preocupas por esto, lo más seguro es que estás sintiendo algo diferente.

Ese amigo con el que hay una atracción, notará cuando no estás bien y hará algo para ayudarte a sentir mejor.

Los amigos que se atraen, notan inmediatamente si el otro está de buen humor, enojado o triste e intentan hacer cosas que lo hagan sentir bien. Entre ustedes hay una conexión que no sientes con tus otros amigos.

Suelen llamarse o enviarse mensajes con frecuencia

Todos los amigos se escriben de vez en cuando o tienen un grupo donde comparten sus opiniones, pero con esta persona es diferente. No puede pasar un día sin que se llamen para saber cómo está el otro y es probablemente la primera y última persona que te escribe en el día.

La atracción entre amigos puede notarse en los mensajes especiales que se envían en varios momentos del día.

Sus mensajes suelen ser cariñosos, con un lenguaje que solamente comparten ustedes y que los hace sonreír. Cuando te sientes mal o muy feliz, es la primera persona con la que lo quieres compartir, le mandas un mensaje y tu amigo inmediatamente te responde.

Nunca olvidan una fecha importante para el otro

Los amigos tienden a recordar tu cumpleaños y planificar una reunión para festejarlos juntos o hasta hacerte un regalo. Pero, este amigo se esmera mucho más, se dedica a cuidar cada detalle, darte un obsequio especial o preparar una hermosa sorpresa.

Al sentirse atraídos, los amigos toman en cuenta todo lo que es importante para el otro y le hacen saber que ellos son parte de su vida.

Seguramente, la suya será la primera llamada que recibas ese día especial, y te enviará flores o te estará esperando con algo que te guste mucho. En esas fechas que te hacen sentir triste, estará pendiente de ti, buscará acompañarte y estar a tu lado para apoyarte.

Comienzan a buscar contacto físico

Entre amigos puede existir un gran afecto y estar emocionalmente muy conectados, sin necesidad de que sientan algo distinto a la amistad. No obstante, cuando comienza a buscar tener contacto físico, la relación está cambiando y puede que esté surgiendo el amor romántico.

Los amigos que se atraen siempre suelen ubicarse cerca uno del otro al encontrarse con su grupo, facilitando que puedan tocarse por accidente.

Al encontrarse juntos, es frecuente que se rocen o tienden a agarrarse de las manos o ir del brazo, de manera diferente a como lo haces con tus otros amigos. Y la señal más clara, es que cuando esto pasa, sientes una gran emoción y lo disfrutas.

Se consultan uno al otro para tomar decisiones

Un buen amigo siempre estará dispuesto a darte un consejo cuando lo necesitas o a escuchar tus problemas cuando necesitas desahogarte. La diferencia, es que con este amigo, sientes la necesidad que sea el primero con el que compartir todo lo que te sucede.

Si cada vez que vas a tomar una decisión, lo primero que viene a tu mente es lo que pensará tu amigo, seguramente estás sintiendo atracción.

Por ejemplo, si estás pensando cambiar de trabajo, hacer un viaje o emprender un negocio, acudes con tu amigo y le consultas lo que piensa. Y no solamente en las decisiones importantes, sino que sientes que su opinión tiene un gran valor para cada faceta de tu vida.

Hacen planes para el futuro

Sin darte cuenta, te ves planificando actividades para hacer con tu amigo en dos o tres años, ya que sientes que seguirá siendo parte de tu vida. Puede que decidan hacer unos viajes juntos o ir a estudiar a la misma ciudad, compartiendo piso.

Si sienten que su vida no sería la misma, si el otro no está presente, es muy seguro que haya nacido la atracción.

Esto indica que ha nacido un sentimiento mucho más fuerte, que los lleva a querer compartir su vida y emprender retos juntos. Quizás de forma inconsciente, buscan las vías para hacer que la relación se fortalezca y sea cada día más especial.

LEER  Cómo saber si una persona es falsa contigo

Cuidado con leer mal las señales

La amistad es una relación que se basa en el afecto sincero y la confianza mutua, conocerse y pasarla bien cuando estás con tus amigos. La diferencia con el amor romántico, muchas veces es sutil y puede que lleguen a confundirse algunas señales.

Un amigo puede llegar a ser como un hermano, por el que nunca sentirías una atracción física, aunque tengan un contacto estrecho. Así, que tienes que analizar con calma lo que sucede, antes de establecer si la relación está cambiando o solamente eres tú quien se está sintiendo diferente.

Esto es clave para saber la forma correcta de actuar y no terminar afectando su amistad, al confundir los sentimientos. Para que la atracción entre amigos funcione y lleve a cambiar de la amistad al amor romántico, debe ser mutua.

Si has empezado a sentir que este amigo se está volviendo cada vez más especial, no dejas de pensarlo y quieres pasar más tiempo a su lado, puede que lo estés viendo con otros ojos. Antes de lanzarte al vacío, toma en cuenta lo siguiente:

  • Tu amigo tiene una atención especial contigo, pero también con otras de sus amistades. Si este es el caso, podría indicar que es una persona detallista y no que siente algo distinto por ti.
  • Te habla de sus ex-novias o te comenta cuando alguna otra chica le llama la atención. Cuando esto ocurre, lo más probable es que tu amigo no te vea como una posible pareja.
  • Está dispuesto a apoyarte cuando necesitas ayuda urgente, pero si otra persona está disponible, no deja lo que está haciendo. Eso indica que le importas como amiga, pero no como algo más.
  • Suele preocuparse de tu situación sentimental y te hace comentarios sobre personas que cree podrían gustarte o que serían buenas para ti. Si tu amigo sintiera atracción por ti, no estaría intentando que tengas una relación sentimental con otra persona.
  • Te envía mensajes o te hace llamadas de vez en cuando, pero no siente necesidad de comunicarse varias veces al día. Si no eres la primera persona a la que escribe en la mañana o de la que se despide en la noche, lamentablemente no eres su persona especial.
  • Disfruta pasar tiempo contigo, principalmente en las actividades que hacen en grupo. Es muy posible que tu amigo aprecie tu compañía, pero si no busca que estén más tiempo juntos y a solas, es un indicativo de que quiere únicamente una relación de amistad.
  • En las reuniones de grupo, no eres la persona con la que busca tener contacto visual y solamente te sonríe si se encuentran por casualidad de frente. Cuando hay atracción, los amigos suelen buscarse entre los demás, para saber qué hace o cómo está el otro.

Si al observar su comportamiento, te das cuenta de que no siente atracción, deberás hacer un esfuerzo por superar tus sentimientos. Haz balance y decide si para ti es importante conservar su amistad, y si es así, deberás evitar que se sienta incómodo contigo.

Muchas veces, dejar de tener estas emociones no es sencillo, por lo que puede convenirte alejarte por un tiempo. Si estudian o trabajan juntos, evita las actividades que hacen a solas o trata de salir menos con este grupo de amigos.

Recuerda que tienes una responsabilidad emocional contigo misma y lo principal es que te encuentres tranquila y en equilibrio. Cuando percibas que ya has superado la atracción, puedes volver a acercarte y disfrutar de la compañía de tu amigo.